[Juego de Tronos] El feudalismo en Poniente

Hay fantasía antes de Canción de hielo y fuego; y habrá una fantasía después. La épica aún sin acabar de George R.R. Martin marcan un punto de inflexión en el género que quedará para siempre en recuerdo de niños y frikis. Dragones, magos y héroes eran abundantes. Aunque otros autores experimientaban con otros escenarios, la mayoría aún veían “bien contra el mal” como la fuerza motora tras la fantasía. Es quizás Martin quien la cambió para siempre e inspiró una riada de fantasía “oscura” que ha crecido de manera tan dominante que uno se pregunta si puede haber un mundo fantástico sin obscenidades ni racismo.

Sin embargo, pocos han alcanzado lo que Martin ha logrado. El nuevo cliché no es el héroe radiante, sino el antihéroe que maldice y fornica en su camino a través de hordas de enemigos. Esto por supuesto no es lo que hace de Poniente un lugar un oscuro. Aunque tiene su buena dosis de maldiciones, sexo y violencia, es con frecuencia el denominado “realismo crudo” lo que lo hace un tan grande desde el punto de visto literario; así como las implicaciones que tiene para nuestras mentes una historia tan rica para explorar. El ejemplo más claro de esto es la pervivencia del sistema feudal.

Esto puede sorprender de primeras. ¿No es el feudalismo el sistema político estándar en la fantasía? Vamos, en El señor de los anillos hay reyes y nobles, ¿no? El pueblo llano trabaja el campo en casi todos los mundos de fantasía. Es cierto, y a la vez es falso. Mientras que la mayoría de mundos de fantasía conocen la monarquía como forma de poder político, nombrando un rey o de posición similar como gobernante de la tierra (un mago oscuro en su torre nos vale igual) pocos realmente intentan imaginar también un sistema feudal. La visión de Martin de esto es casi única. Antes de que muestre cómo lo hace y por qué es casi el único en hacerlo, tomemos una breve mirada a lo que es feudalismo.

tommen trono de hierro kevan y pycelle

El feudalismo es comúnmente usado para describir el sistema político de la Edad Media. Como aviso: hay mucho debate sobre los expertos en historia hasta qué punto este sistema existió realmente, ya que nuestras fuentes son malas, y la teoría y la realidad pueden diferenciarse más de lo que aceptamos admitir. También está claro que hay tantos feudalismos como nobles, así que hablaremos de un modelo simplificado. Con eso claro, vayamos al meollo.

El sistema feudal es comúnmente mostrado como una pirámide, con el monarca(normalmente, pero no exclusivamente, un rey) en la cima. Todas las tierras técnicamente pertenecen al monarca.  Ya que el monarca no puede de manera posible gobernar todas las tierras por sí mismo (la burocracia como la concebimos ahora no existía hasta el siglo XVIII) él “prestaba” porciones de tierra a otros nobles. A cambio, esos nobles le juraban lealtad y le tenían que prestar ciertos servicios y bienes al monarca. Por ejemplo, el Norte es “prestado” a los Stark por el Trono de Hierro. A cambio, el señor de Invernalia debe ir a la guerra cuando el Trono de Hierro le reclame. Podría ser posible también que tuviera que pagar algún tipo de impuesto o similares, aunque en Poniente la corona parece sostenerse con las Tierras de la Corona.

Bien, ahora nuestra pirámide ha ganado un segundo piso bajo la cima. Tenemos nobles que han jurado lealtad al rey a cambio de su tierra. Pero esos nobles aún tienen porciones de tierra demasiado grandes para que las gobiernen. Así que repetimos el proceso y añadimos otro nivel de nobleza bajo ellos a los que “prestan” las tierras y le juran lealtad a cambio. Este proceso puede (y será) más diferenciado, puesto que la nobleza menor puede de nuevo “prestar” partes de su tierra, hasta llegar al nivel más bajo, el caballero con tierras, pero queda clara la idea. Nuestra pirámide tiene ahora tres niveles en este modelo simplificado.

Lyanna Mormont, vasalla de los Stark
Lyanna Mormont, vasalla de los Stark

Y en la amplia base tenemos al pueblo llano. No poseen tierras, y no pueden hacerlo, pues técnicamente pertenecen al rey. En su lugar, les prestan las tierras donde trabajan los nobles un escalón por encima de ellos. Ya que no son nobles, no son juran lealtad. En su lugar, son casi esclavos, atados a su noble. Sus derechos están muy restringidos: no pueden moverse o casarse sin permiso y tienen que realizar ciertas tareas y pagar impuestos.

El pueblo llano que no viven en el campo, como la gente que vive en la ciudad o incluso ricos mercantes, no tienen esos deberes y restricciones, pero aún así no poseen sus propias tierras y títulos, lo que severamente restringe su posición social. Técnicamente, un señor de bajo nivel podría mandar al más rico mercader del mundo. Técnicamente.

En la mayoría de la fantasía no tenemos esta pirámide. En su lugar, se usa un estado más o menos estándar y se cambia el presidente electo por una monarquía hereditaria. El estado con frecuencia tiene ejércitos, burocracia y un extenso control de la gente. Nada de esto es cierto en el feudalismo, y podemos verlo en Poniente. Los Siete Reinos no son un “estado”. Nadie siente su identidad como “Ponienti”. Eso es solo una denominación de Essos. En su lugar, la gente se identifica con los señores de las tierras en que vive. Un campesino en Invernalia se identificará como un hombre de Stark o se declarará un “norteño” si se encuentra con alguien de fuera del Norte (lo que no es muy probable).

En este punto, podrías decir gracias por la lección de historia y dejar esto. Te has leído los libros, así que probablemente ya sabías esto, ¿no? Sí, la sociedad feudal creada por Martin tiene varias consecuencias que cambian la dinámica de todo lo que pasa en el mundo. Y es alucinante hasta qué punto ha trabajado en ello.

Davos Seaworth no es un noble
Davos Seaworth no nació siendo un noble

La primera cosa es un simple punto narrativo: hace a la historia increíblemente compleja. Si alguna vez leéis sobre historia medieval, probablemente os duele en algún momento leer todos esos nombres con números detrás: ¿quién era Eduardo II en relación con Enrique VII? Lo mismo pasa en Canción de hielo y fuego porque muchos personajes juegan un papel importante según su posición. No puedes simplemente ignorarla.

En El señor de los anillos, Aragorn era rey de Gondor, así que Gondor le seguía a las puertas de Moria. Imaginemos que Robert llamaba a los banderizos a luchar contra los Otros en el Muro. ¿Os imagináis ejércitos de dornienses, gente de El Dominio, de las Tierras de Occidente, de las Tierras de la Tormenta, las Islas del Hierro, las Tierras de los Ríos, el Valle de Arryn y el Norte marchando hombro con hombro y siguiendo sus órdenes?

Muchos de los desarrollos de la trama en Canción de hielo y fuego suceden por el sistema feudal y las tensiones que crean. Imaginemos todo lo que revuelve alrededor de la familia Frey. Técnicamente, están jurados a los Tullys de Aguasdulces, que a su vez están jurados al Trono de Hierro. Cuando los Tullys se rebelan contra el Trono de Hierro, la Casa Frey se encuentra en un impasse que es creado por el sistema feudal y no puede ser solucionado por compromiso: tienen que elegir entre dos juramentos en conflicto.

Todas las tierras derivan del rey, incluidas las suyas. Esto significa que, al final, le deben lealtad al rey. Normalmente, el rey no les pedirá nada directamente sino a través de sus lores superiores, los Tullys (cuando se llame a los banderizos, por ejemplo). Pero los Tully se rebelan contra el Trono de Hierro, rompiendo su juramento. ¿Deben los Freys romper su juramento ante sus señores directos y unirse al rey en su intento de acabar con los rebeldes, o deben honrar su más personal relación y romper sus lazos con el Trono de hierro, haciendo propia la causa Tully? Ambos lados pueden legítimamente esperar la lealtad de la casa.

512880-lord_walder_frey

La elección no es de ninguna manera sencilla, y no hay una ruta “habitual”. En regiones más alejadas del Trono de hierro, como el Norte, Dorne o las Islas del Hierro, los nobles seguirán a su señores superiores directos 99 de cada 100 veces (podemos ver múltiples ejemplos en la rebelión Greyjoy, la rebelión de Robert o la conquista de Daeron). Es una materia distinta en otros reinos, donde los lazos a Desembarco del Rey son más directos. Así que nuestra primera pregunta debe ser: ¿por qué hay lazos más fuertes en algunas regiones que en otras?  Aquí la primera característica del feudalismo entra en juego. Todo depende de la persona.

Si un presidente carismático de los Estados Unidos eligiera mandar al ejército estadounidense contra Wall Street porque quisiera dinero para su castillo, el ejército podría y debería, de acuerdo a derecho, desobedecerle: juran ante la Constitución estadounidense, después de todo. Pero en Poniente, los juramentos son ante las personas. ¿Recordáis cuando Robert muere y Joffrey invoca a sus probables enemigos a la corte para que juren a la vez? No les invoca siempre, es suficiente con renovar el juramento cuando la ocasión lo requiere. Pero quieres que gente importante jure lo antes posible.

Hay que tener en cuenta que este juramento solo se renueva aquí (por eso es por lo que no todos necesitan jurar ante cada rey). Nominalmente, la persona del rey da todas las tierras y recibe lealtad por ello automáticamente. Pero en caso de duda, deja que la gente jure. Es una exhibición poderosa sobre las verdaderas lealtades. No te puedes rebelar fácilmente cuando acabas de jurar, y si no juras, muestras tu intento de rebelión al mundo.

Joffrey en el Trono de Hierro

Vuelvo siempre al hecho de que juras ante una persona. Si una familia muere, todos los juramentos mueren con ella. Por ejemplo, si los Targaryen hubieran perecido todos en la tragedia de Refugio Estival por alguna razón, los Siete Reinos habría perdido su señor más importante. Habrían creado uno nuevo, pero no quedaría la lealtad anterior. En este punto, una lucha sangrienta casi siempre sucede. Ya que habrá probablemente quien quiere tomar las riendas, tendrá que demostrar por qué lo hará. Y en Poniente, no puedes simplemente “porque puedo” y sentar tu culo en el trono. Si lo haces, todos tendrían que jurarte lealtad de nuevo, y, ¿por qué lo harían? En su lugar, es mejor que reclames que esa lealtad te la deben porque los juramentos se extienden a tu persona. Y aquí entra en escena el abolengo.

El abolengo es un concepto simple en teoría. Los hijos mayores heredan todas las tierras y títulos, derechos y obligaciones. Todo sigue como antes. En realidad, sin embargo, puede haber conflictos. Si no hay hijos, por ejemplo, ¿quién hereda entonces? Técnicamente sólo necesitas trazar la línea al siguiente varón, por supuesto. Pero a veces hay varias opciones razonables.

Imaginemos Roca Casterly, por ejemplo. Tyrion es desheredado, Jaime no puede heredar porque está en la Guardia Real, Cersei es una mujer por lo que puede heredar. ¿Quién va ahora? ¿Kevan, el hermano mayor de Tywin? ¿Lancel, el hijo mayor de Kevan? ¿Daven, el mayor Lannister al que le importa algo la Roca? Si todos quieren,¿quién solucionará la lucha? No pueden hacerlo por sí mismos. Así que o se arriesgan a una lucha y simplemente llaman a sus vasallos que les apoyan, o buscan el juicio del rey, lo que puede ser un riesgo en si mismo ya que el rey puede aprovecharse de la situación o prestar a otro diferente la tierra.

Ian-Gelder-as-Kevan-Lannister

Conflictos como este se alzan todo el tiempo. Otro ejemplo importante son las tierras de los Hornwood. Todos los miembros de la familia están muertos, y Boltons y Manderlys presentan casos sobre por qué les debería pertenecer a ellos, con Bran presentando la opción de legitimar un bastardo. Esto es el por qué tener un heredero legítimo es tan importante para tanta gente en la saga. Si no tienes un heredero legítimo, tu casa está en graves problemas cuando mueres, y la gente de esa época piensa en términos dinásticos. Recordemos el speech de Tywin a Jaime en la primera temporada de Juego de Tronos: todo lo que permanece es el nombre de la familia, las hazañas individuales son pronto olvidadas. Así que nadie quiere ver todo lo que ha trabajado reducido a la nada.

Cuando no hay un heredero directo (un hijo mayor), uno necesita identificar quién tiene mayor reclamo. En algunos casos es fácil (cuando hay otro hermano mayor), pero tan pronto como como los familiares son más distantes, o, en todos los casos, mujeres, puedes tener interpretaciones conflictivas. No hay una ley canónica de herencia en Poniente, así que no puedes simplemente abrir la página, mirar el artículo 35, subsección 7 y tener una respuesta. Debes resolverlo por ti mismo (por ejemplo viendo cuántos de tus vasallos te apoyan) o apelar a tu noble superior. Ambos métodos tienen sus desafíos.

Tomemos la casa Arryn como ejemplo. Meñique podría por supuesto apelar al Trono de Hierro para confirmar a Harry el Herdero o incluso a sí mismo con el regente según la ley, pero el Trono de hierro tiene al menos dos razones para no cumplir sus deseos. Lo primero, situaciones como esta ofrecen opción de ganancia, así que el Trono de hierro querrá algo a cambio del nuevo gobernante del Valle (impuestos, tierras, servicios) que no querrás darle. Lo segundo, una decisión del Trono de hierro podría dejar a algunas personas infelices, así que podrías querer que los vasallos se arreglen entre ellos.

Si el Trono de hierro no tiene un fuerte interés en quién será el siguiente gobernante, es más probable que la materia sea resuelta de la manera habitual: los contendientes tendrán que reunir apoyo. En el caso del Valle, es claro quién será el siguiente señor – Harry el Herdero – pero no está claro quién controla a Harry, así que un conflicto puede calentarse. En el Norte, por otro lado, no quedan herederos legítimos de la casa Stark, así que el Trono de hierro necesita a alzar a otro como su señor. Elige a la casa que más le ha ayudado (Bolton) pero realmente no les da asistencia en asegurar su nuevo puesto. Uno podría interpretar que el Trono de hierro no se preocupa de quién es el señor del Norte mientras jure lealtad al trono.

arryn

Esto nos lleva directamente al plan de Wyman Manderly. Siempre he estado en contra de las diversas teorías conspiranoicas sobre que los lores norteños quieran elevar a Jon Nieve como rey en el Norte. El Rey en el Norte es historia. Pero Manderly, que en Danza de dragones le dice a Davos que él quiere hacer al último superviviente varón de la familia Stark, Rickon, el nuevo señor, tiene su punto. Un lector insospechado podría pensar que Manderly quiere continuar la rebelión de Robb, solo que con Rickon en el lugar de Robb, pero no es así como funciona. Imaginemos que realmente traiciona a los Bolton, tiene éxito y se une a Stannis. Stannis no es nadie para Manderly, así que si tiene las opciones que creemos acabará cayendo. Pero de nuevo, los Bolton se habrán acabado.

Manderly podría ofrecer al Trono de hierro un buen acuerdo: confirmar a Rickon Stark como señor de Invernalia y Guardián del norte; y a cambio todo el Norte jurará lealtad al Trono de hierro, con Manderly en persona llevando a Rickon a Desembarco del Rey a jurar ante el rey. El monarca tiene el juramento que necesita, las espadas del Norte están de nuevo en sus manos, Stannis ya no importa y el reino está en paz. En lugar de Bolton, tienes a un Stark, ¿pero por qué te importa si el juramento se mantiene? Estas tácticas se usan todo el tiempo. Es importante el juramento, pero no exactamente quién lo jure.

Es importante, sin embargo, que una persona, el señor, jure lealtad. Si ese señor no es capaz, eso podría ser potencialmente ruinoso. Para mantener el ejemplo de Rickon, sabemos que el chico es feroz y agresivo (aunque Manderly no lo sabe), así que convertirle en un lord capaz es una tarea difícil que es probable que fracase. El Norte podría ver escenas desagradables con Lord Rickon, escenas que podrían hacer algunos desearan el “Tierras tranquilas, pueblo tranquilo” de los Bolton. O miremos a la casa Lannister: aunque poderosa por sí misma, Tytos Lannister casi la arruina en el curso de una generación, llevando a dos rebeliones contra el gobierno Lannister.

Cersei Lannister, por Katherine Dinger
Cersei Lannister, por Katherine Dinger

Ya que no hay posibilidad más que asesinar o rebelarse para despachar al señor gobernante, te aguantarás con un lord incompetente. Y esto es lo realmente malo sobre el sistema feudal: no hay pruebas y balances. Si tu señor es bueno y capaz, tendrás un buen señor por una década o dos. Si tu señor apesta, te quedas con él. Imaginemos a Bill Clinton o un Ronald Reagan 10 generaciones sin un congreso o constitución que le limitara: el segundo tuvo Alzheimer y habría quedado a merced de sus consejeros, pero como sería el legítimo rey, no habría opción de desprenderse de él. Estas situaciones son el peor miedo para cualquier ponienti, y son comunes en el sistema. Todos es probable que experimenten un gobernante así en su vida.

Hablando de consejeros, esto nos lleva al problema final del feudalismo. Por supuesto que podemos decir que el gobernante sencillamente no importa si le rodeas de buenos consejeros y le pones en una posición en que influyan al rey (el concilio privado de Tommen siendo un ejemplo de cómo el rey no puede prohibir la remolacha, por ejemplo), pero en realidad, los vasallos no pueden quedarse quietos cuando influyen ellos mismos al monarca. Sólo hay que mirar a los Tyrells con Tommen. Un monarca débil no solo es proclive a cometer errores o ser un peón de sus consejeros, sino que también podría inflamar conflictos entre sus vasallos, y ser débil en primer lugar implica que no tiene medios para acabar con el conflicto, lo que podría llevar a la guerra.

Así es como muchos conflictos en una sociedad feudal empiezan, aunque técnicamente hay un monarca al que todos han jurado lealtad y tiene el poder único sobre quién debe guerrear. Vemos esto en el Valle con los Lores Declarantes: Robert Arryn es señor del Nido de Águilas, Meñique es el Lord Protector, y los dos sirven al Trono de hierro, pero no pueden prevenir que sus vasallos se alíen para incrementar su propia influencia; y al Trono de hierro no parece que le preocupe intervenir mientras el ganador de la lucha le jure lealtad, algo que todos aseguran al Trono de hierro que harán.

por Los 7 Reinos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s